5 consejos para aprovechar tu calefacción al máximo este invierno

• Estos consejos te ayudarán a hacer de tu hogar tu espacio favorito con tips sobre como cuidar y aprovechar al máximo tu sistema de calefacción sin que lo note tu bolsillo


• No calientes espacios que no utilizas. Es importante que dediques los esfuerzos de tu sistema de calefacción a calentar los espacios que utilizas todos los días. Si tienes habitaciones en tu hogar a las que no das uso, o en las que solo vas a estar unos minutos, evalúa la opción de desactivar la calefacción en esos espacios. Así no realizarán un gasto innecesario.

 

• Mejora el aislamiento de puertas y ventanas. La mayoría de las pérdidas de calor de las viviendas se producen por las ventanas y puertas que dan al exterior. De ahí que, si no tenemos un buen aislamiento en dichos elementos se produzcan tanto fugas de calor hacia el exterior como entrada de aire frío de la calle o el rellano de nuestro propioedificio.

El uso de burletes en los espacios que quedan entre las hojas de las ventanas y puertas puede ayudarnos a aislar la vivienda manteniendo la temperatura interior, evitando las corrientes de aire y también nos permitirá mantener la casa más limpia dejando fuera polvo, suciedad e insectos.

 

• Mantén una limpieza periódica de tu sistema. El polvo, partículas en los filtros y otros elementos pueden reducir la eficiencia de los equipos y aumentarán el consumo de energía. Realizar una limpieza antes de que llegue el invierno y al menos una vez cada tres meses hará que tu equipo se mantenga limpio y aumentará su eficiencia de manera significativa. Para ello, te recomendamos que contactes con un profesional.

 

• Mantén el área alrededor de los sistemas de calefacción despejada. Coloca las salidas de tu sistema de calefacción en espacios que permitan distribuir el calor de manera eficiente por toda la habitación. Si colocas mobiliario u otros elementos a su alrededor podría afectar a su eficacia. Sofás, mesas, escritorios o muebles de televisión, pueden convertirse en verdaderos obstáculos para el flujo de calor, consiguiendo que solo una parte de la habitación esté caliente, mientras que el resto este fría o templada.

 

• Climatiza tu hogar a la temperatura correcta y controla los niveles de humedad. Debemos utilizar nuestros sistemas de una manera organizada y mantener los equipos de forma continua a una temperatura adecuada de entre los 19º y 21º, además los saltos de temperatura también pueden incrementar el gasto energético. Otro aspecto importante esla humedad relativa que influye en la eficiencia de los equipos de climatización. Si la humedad en tu hogar es mayor al 70%, tardarás mucho más en alcanzar la temperaturadeseada, ya que la humedad crea una sensación térmica menor.